Signos zodiacales más incompatibles

La Astrología  es una maravillosa herramienta que nos permite conocer  de forma anticipada ciertos rasgos de la personalidad de quienes nos rodean y comprender las actitudes de las personas con las cuales nos relacionamos.

Cada uno de los signos del zodíaco posee sus cualidades propias que definen a su vez sus vocaciones, sentimientos, deseos, comportamientos y carácter. ¿ Sabías que es posible anticipar la compatibilidad que existirá entre dos personas en virtud de sus signos? Así es. Y en el día de hoy hablaremos de las combinaciones zodiacales menos compatibles. 

Mayores incompatibilidades zodiacales

Si bien hay matices, ciertas características hacen a ciertos signos más compatibles entre si que otros, tanto en ámbitos laborales o sociales como para construir una relación de pareja.

Ciertas combinaciones de signos por su propias características opuestas tienen pocas chances de llegar a establecer una relación armoniosa. Y si incluso no deseándolo tuvieran que convivir en algún ámbito, tendrán que poner mucho de ambas partes para evitar permanentes conflictos.

¿Cuáles son los signos con más dificultades para entenderse entre sí? A continuación presentamos algunos ejemplos:

Leo y Escorpio

Se trata de dos signos del zodíaco con mucho carácter y capacidad de liderazgo por lo cual las disputas de poder están a la orden del día. Cuando tienen que conformar una relación laboral es muy difícil evitar la competencia. Escorpio puede estar perdiendo por momentos la pulseada pero su vocación de venganza no dejará tranquilo a Leo en ningún momento. No es tarea sencilla conformar un equipo saludable entre ellos.

En lo que respecta al amor existe la atracción de polos opuestos pero en este caso es verdaderamente mucho más difícil. Es necesario evitar todo tipo de enfrentamiento o peleas sin sentido. Las rupturas son definitivas y hay que ser cuidadoso sobre los límites en las discusiones para que las heridas no sean tan profundas. Es importante complementarse de la mejor manera posible y dejar que la pasión y la intensidad en el amor facilite las cosas.

Piscis y Géminis

Las principales diferencias entre estos dos signos están vinculadas con la mentalidad de cada uno, sobre todo cuando se trata de compatibilidad de pareja. Mientras Piscis promueve el amor más puro y sensible Géminis tiende a racionalizar todo y evita comprometerse. Pueden tener tiempos distintos. Mientras Piscis se deja llevar los geminianos no tienen problema para prolongar decisiones mientras analizan todas las posibilidades. Y no experimentan el apego afectivo que sí caracteriza a Piscis.

A su vez, esto los lleva a tener una forma complicada de relacionarse también cuando se trata de compartir un ámbito laboral o profesional. En este sentido es posible que choquen en las decisiones y que Géminis busque interpelar todo lo que su compañero proponga. Esto minará la confianza de Piscis en sus propias capacidades.

Capricornio y Libra

Capricornio tiene capacidad para adaptarse a todo tipo de circunstancia pero en este caso la eterna duda y análisis de cada paso por parte de Libra pueden resultarle muy irritantes. Es más difícil el complemento sobre todo en las relaciones de pareja. Es importante que cada uno resigne algunas cosas y sea tolerante con las diferencias. A Capricornio le resulta mucho más difícil adaptarse a los cambios y si debe modificar muchos hábitos de su vida será difícil.

Libra tiende al disfrute constante y Capricornio vive abocado a la obligación. Libra quiere explorar el mundo y Capricornio quiere echar raíces. Dos conceptos de la vida demasiado diferentes para conciliar y fluir.

Virgo y Sagitario

Sagitario tiene características de practicidad e independencia que son difíciles de llevar para Virgo. En los ámbitos laborales el enfrentamiento es casi inevitable. Cada uno buscará imponer su posición y con frecuencia encontrarán al otro como adversario. La paciencia de Virgo y la impaciencia de Sagitario será otro problema con el que deberán lidiar de manera permanente. Entenderse no es tarea sencilla.

Virgo busca la perfección y Sagitario necesita la acción. Dos exponentes vivos de la razón por un lado y el impulso por otro: Choque asegurado.

Artículos relacionados

Anterior

8 razones para tener un amigo Capricornio

Siguiente

Cómo sacarle el máximo provecho a tu signo